ENTRECULTURAS | Cooperación Internacional para el Desarrollo
Entreculturas, Educación, Memoria, Informe Anual, Rendición de Cuentas
241
page-template,page-template-full_width,page-template-full_width-php,page,page-id-241,ajax_fade,page_not_loaded,,paspartu_enabled,vss_responsive_adv,qode-theme-ver-11.2,qode-theme-bridge,wpb-js-composer js-comp-ver-5.2.1,vc_responsive
 

Cooperación Internacional

177 proyectos en 37 países: 18 de América Latina, 14 de África, 4 de Asia y 1 de Europa

En Entreculturas entendemos la cooperación internacional como un ejercicio de justicia, complementario a nuestro trabajo de sensibilización y movilización de la ciudadanía. Nuestro objetivo es promover un desarrollo equitativo y sostenible del que todos y todas seamos partícipes y responsables. Y, mientras tanto, procuramos dar respuesta a los desafíos globales desde la lógica del respeto a los derechos humanos, la hospitalidad y la educación transformadora.

REDES Y ALIANZAS

La relación que establecemos con las organizaciones y redes locales junto a las que trabajamos en el terreno se basa siempre en una alianza estable, de igual a igual, fundamentada en la absoluta confianza y en el enriquecimiento mutuo.

 

En el caso de Fe y Alegría y del Servicio Jesuita a Refugiados se da una relación especial, siendo Entreculturas parte de ambas redes e identificándose claramente con su misión.

 

Destacamos también el trabajo con otros socios del sector social de la Compañía de Jesús en América Latina, África y Asia a través de los cuales implementamos otras acciones ligadas a la educación, así como otras prioridades estratégicas como las migraciones, la ecología, la promoción de la igualdad de género y la promoción de una ciudadanía comprometida.

 

En total, durante 2017 hemos colaborado con 61 socios locales, entre centros sociales, obras de la Compañía de Jesús y otras instituciones.

Fe y Alegría

Fe y Alegría es un movimiento internacional de Educación Popular presente en 22 países que atiende a más de 1,5 millones de personas. Nació en Caracas, en 1955, impulsado por el jesuita José Mª Vélaz para atender a un centenar de niños y niñas sin escuela. Fe y Alegría promueve una educación de calidad y transformadora.

www.feyalegria.org

Servicio Jesuita a Refugiados

El Servicio Jesuita a Refugiados (JRS, por sus siglas en inglés) es una organización internacional que trabaja en 51 países con la misión de acompañar, servir y defender los derechos de las personas refugiadas y desplazadas en todo el mundo. El JRS atiende en la actualidad a más de 730.000 personas.

www.jrs.net

NUESTRO FOCO EN AMÉRICA LATINA, ÁFRICA Y ASIA

En 2017 impulsamos un total de 177 proyectos de cooperación al desarrollo, fortalecimiento institucional y acción humanitaria en 37 países de África, América Latina, Asia y Europa.

 

La apuesta por una educación transformadora y de calidad ha seguido siendo nuestro principio inspirador. Ante el crecimiento generalizado de la conflictividad, la desigualdad y la privación de derechos entre grandes sectores de la población, seguimos apostando por una educación diferente, una educación que analice la realidad y busque el compromiso -no solo del alumnado, sino también de los padres, madres y comunidades- de transformar la sociedad.

 

También ha sido muy importante todo el trabajo realizado en el ámbito de la formación para el empleo, con un gran número de programas orientados a dar nuevas oportunidades a los colectivos más jóvenes y vulnerables de Latinoamérica y África (con una mirada especial a la mujer y a la población indígena).

 

Durante el último año hemos realizado un gran esfuerzo por responder al crecimiento del número de personas refugiadas y migrantes forzosas en el mundo, potenciando nuestras operaciones en Sudán del Sur, RD Congo, Chad, Etiopía, los países del triángulo norte centroamericano, Líbano y también acompañando la realidad de las personas migrantes y refugiadas subsaharianas en Nador (Marruecos).

 

Asimismo, gracias al trabajo con la Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo (AECID), otras agencias públicas y el programa La LUZ de las NIÑAS, en 2017 hemos incrementado el trabajo para la prevención y atención a las víctimas de violencia de género. Una línea que, sin duda alguna, seguiremos fortaleciendo en los próximos años.

La evolución de Fe y Alegría en África fue otro de los focos destacados de nuestra acción en 2017. Después de la consolidación de Chad y Madagascar, el tercer país en optar por el modelo educativo de Fe y Alegría ha sido RD Congo y, desde Entreculturas, hemos seguido apoyando su desarrollo.

 

Por otra parte, la convocatoria “Work 4 Progress” de La CAIXA, orientada a proponer una intervención de desarrollo donde el diagnóstico colectivo, la cocreación y el prototipado sean las etapas estrella del proceso, supuso un gran desafío ante el que respondimos con una propuesta a 2 años en Perú, en dos zonas indígenas (Amazonía y Cuzco), enfocada a promover la inserción laboral de mujeres jóvenes, fundamentalmente.

 

Y, en lo que respecta al área de emergencias y acción humanitaria, en 2017 dimos seguimiento a nuestro trabajo en Haití, Líbano, Sudán del Sur, Nepal y Filipinas, al tiempo que procuramos una respuesta inmediata y coordinada ante las intensas lluvias que afectaron a Perú y los dos terremotos que sacudieron México. Asimismo, nos hicimos eco de otras situaciones de crisis y de especial complejidad como son Venezuela y Honduras.

Nuestros Programas

CONVENIO DE EDUCACIÓN TRANSFORMADORA (AECID)

Para cambiar una sociedad que ha naturalizado la violencia y la desigualdad de sexos es clave el papel de la educación. Por ello, el trabajo conjunto de Entreculturas, Alboan y las Fe y Alegría de Nicaragua, El Salvador, República Dominicana, Haití, Perú, Colombia y Bolivia, gracias a la financiación de la AECID, ha permitido que, a lo largo de 2017, 12.186 estudiantes (con una participación femenina mayoritaria) hayan organizado y participado en acciones que promueven la cultura de paz y la igualdad de género en sus escuelas y comunidades. Todo ello les ha permitido conocer y analizar las problemáticas que les rodean y convertirse en agentes de cambio en sus entornos más cercanos.

 

Esto no hubiera sido posible sin la participación de los equipos docentes y directivos. Con su actitud de mejora y de aprendizaje continuo se ha logrado que las acciones del convenio fortalezcan sus capacidades para la resolución de conflictos de forma pacífica y la inclusión del enfoque de género en el proceso educativo, por medio de formaciones, intercambios de experiencias exitosas y la construcción, a través del trabajo en red, de propuestas pedagógicas propias. Así, ha mejorado el clima escolar en 31 centros educativos, en 18 ha mejorado el rendimiento académico, y más de 4.500 niños y niñas han sido parte de procesos educativos que promueven la participación, la paz y la igualdad.

FONDO “LA LUZ DE LAS NIÑAS”

El Fondo “La LUZ de las NIÑAS” es una iniciativa que pusimos en marcha en 2012 para apoyar proyectos orientados específicamente a la mejora de las condiciones de vida y el desarrollo de niñas y jóvenes que viven situaciones de extrema vulnerabilidad. Con este fondo queremos, además, visibilizar y denunciar las prácticas dañinas que soportan las niñas, las jóvenes y las mujeres en todo el mundo: mutilación genital, violencia sexual, matrimonios precoces, prostitución infantil y cualquier tipo de vulneración de derechos. Estas prácticas atentan contra su integridad física y psíquica causándoles, a veces, la muerte.

 

Cada año se han sumado nuevos proyectos en nuevos países. Durante el año 2017 continuamos el trabajo en Nicaragua, Haití, Chad, Sudán del Sur y República Centroafricana y comenzamos en Camerún, R.D. Congo, Guatemala, El Salvador, Perú, Honduras y Bolivia.

 

Además, cerramos el año con un nuevo reto: desarrollar una campaña de sensibilización e incidencia para la lucha contra la violencia que sufren las niñas, con especial atención a garantizar el derecho a su educación.

PROGRAMA DE HABILIDADES PARA EL EMPLEO (ACCENTURE)

Durante 2017 hemos dado continuidad al programa trienal de formación para el trabajo que, en junio de 2015, emprendimos junto a Accenture, y que tiene como lema “La formación para el trabajo cambia vidas”.

 

Desde su comienzo 151.442 personas han formado parte de los cursos de formación técnica y de competencias básicas y transversales para el empleo, así como de las actividades destinadas a facilitar la inserción laboral de los estudiantes. El objetivo global para el fin del programa, en 2018, es que más de 80.000 jóvenes se formen para el empleo, que 57.000 reciban cualificación específica en los sectores de trabajo de mayor demanda de sus países y que 41.000 accedan al mercado laboral.

 

El programa cuenta con una aportación de 3,8 millones de dólares por parte de Accenture y se está llevando a cabo en 21 países junto a Fe y Alegría en Latinoamérica y África, el Bachillerato Pedro Arrupe en México, Radio ECCA en España y el Servicio Jesuita a Refugiados en Uganda y Sudáfrica.

PROGRAMA DE EDUCACIÓN DIGITAL (PROFUTURO)

En marzo de 2017 tuvo lugar la firma de un convenio de colaboración entre la Fundación Profuturo y Entreculturas para el desarrollo de dos proyectos piloto de educación digital en Guatemala y Colombia, encaminados a proveer acceso a una educación universal y de calidad a niños y jóvenes de entornos vulnerables. Este programa se enfoca en la adquisición de competencias a través de la tecnología y el empoderamiento de los docentes mediante la aplicación de metodologías innovadoras de enseñanza. En Guatemala el proyecto está beneficiando a 3.624 alumnos y 174 docentes mientras que en Colombia está beneficiando a 4.832 alumnos y 138 docentes.

 

Además de estas experiencias iniciales, cuatro meses más tarde, en julio de 2017, se firmó un segundo convenio para un nuevo piloto en Líbano, con 125 estudiantes de 6 a 17 años de población refugiada siria. El objetivo de este programa es ayudar a la promoción y a la generación de igualdad de oportunidades en la sociedad, a través de la potenciación de la formación digital y en red, así como fomentar la educación digital de niños y jóvenes, que permita la adquisición de competencias a través de la tecnología.

PROGRAMA “EDUCAR PERSONAS, GENERAR OPORTUNIDADES” (INDITEX)

En 2017, el programa trienal “Educar Personas, Generar Oportunidades II” (EPGO II) ha dado comienzo beneficiando a más de 54.000 personas en 22 proyectos de 11 países diferentes: 9 en América Latina, en Sudáfrica y en Líbano.

 

A través de la línea de formación técnica y para el trabajo, jóvenes y adultos que viven en contextos de pobreza se han formado profesionalmente y, a través de la línea de formación a población vulnerable, hemos atendido y ofrecido oportunidades de futuro a población indígena, personas con discapacidad, jóvenes en riesgo de exclusión y personas migrantes y refugiadas.

 

En 2018 continuaremos trabajando las líneas de educación, empleo y ayuda humanitaria en los 22 proyectos.

PROGRAMA “EN LAS FRONTERAS DE COLOMBIA” (INDITEX)

El programa “En las Fronteras de Colombia” se ha desarrollado entre los años 2015 y 2017 en Colombia, Ecuador y Venezuela con el objetivo de ofrecer oportunidades y prestar apoyo a las víctimas del conflicto armado colombiano que viven en situación de desplazamiento o refugio.

 

Junto al Servicio Jesuita a Refugiados y con el apoyo de Inditex, hemos llevado a cabo actividades en torno a tres grandes líneas de trabajo: medios de vida, educación formal y protección, garantía de acceso a derechos y, como novedad, este último año se ha añadido la línea de ayuda humanitaria.

 

En 2017, más de 5.500 personas se han beneficiado de forma directa del programa. En este tiempo, hemos promovido la integración sociolaboral y la seguridad alimentaria de estas personas, les hemos ofrecido acompañamiento jurídico para que puedan acceder a sus derechos y hemos asegurado el acceso educativo, la permanencia y la certificación académica de niños, niñas y jóvenes desplazados y refugiados.